Breve tratado de Microfinanzas


Finanzas Éticas
Francisco J. Cortés García
ISBN: 978-84-611-6149-2
P.V.P.: 12 euros


El presente libro pretende cubrir una laguna bibliográfica en nuestro país relativa a las microfinanzas, y, en general, a las finanzas éticas o finanzas solidarias. De hecho, este Breve Tratado de Microfinanzas abre la colección que la editorial La Hidra de Lerna dedica a las Finanzas Éticas, en la que se abordarán temas como el de la banca ética, las monedas sociales, la inversión socialmente responsable, los bancos del tiempo, etcétera.

En el presente libro se abordan los temas más importantes concernientes a la actividad microfinanciera, tanto en países del Tercer Mundo como en países del Primer Mundo. En concreto, se abordan temas como el de las especificidades de las microfinanzas, las caracteríticas y la tipología de las instituciones microfinancieras, los principales instrumentos utilizados, los microcréditos, etcétera.


El origen inmediato de las microfinanzas, tal y como son concebidas la actualidad, lo podemos encontrar a finales de la década de los setenta del siglo pasado. Su origen geográfico se remonta a Asia (Bangladesh), pero pronto se empieza a desarrollar actividad microfinanciera en la América latina, donde adquiere una gran importancia en la lucha contra la pobreza, la financiación usuraria y el subdesarrollo, y donde se da una evolución especialmente significativa tanto desde el punto de vista cuantitativo como desde el punto de vista cualitativo.

Crear empleo y riqueza, reducir la dependencia y la pobreza, incrementar la productividad, poner en valor recursos y capacidades, y apoyar a colectivos desfavorecidos, especialmente mujeres, son los objetivos más recurrentes de la actividad microfinaciera en los países con problemas estructurales de pobreza. Esencialmente se pretende apoyar a sectores subfinanciados y potencialmente rentables que tienen posibilidades de desarrollo productivo a corto y medio plazo si se da una mayor implicación de las entidades de financiación en cuanto a la dotación de productos y servicios financieros.

De hecho, en alguna ocasión, las IMF han obtenido mejores resultados que la banca comercial convencional, resultados que pueden medirse tanto en términos de impacto social como en términos de eficiencia y de tasa de falencia crediticia. Las razones que explican estos casos son esencialmente la propia flexibilidad de las IMF, su mayor capacidad de adaptación a la economía informal, su desvinculación con los circuitos financieros internacionales, y, en términos generales, sus menores costes operativos.

Posteriormente, y en especial debido a los procesos migratorios del Sur al Norte, las microfinanzas han empezado a arraigar en los países opulentos, es decir, en los países que convencionalmente se denominan desarrollados. Las microfinanzas en estos países están contribuyendo a paliar los efectos de grandes bolsas de pobreza urbanas y poblaciones deprimidas del ámbito rural.

La industria microfinanciera ha adquirido un cierto grado de madurez en nuestros días, si bien su impacto macroeconómico sigue siendo muy reducido. Si en su paleohistoria está ligada a programas públicos subvencionados, en la década de los noventa comienza a adquirir un mayor peso el criterio de la sostenibilidad y de la eficiencia sobre el de subsidiación.

En concreto, la subsidiación puede generar importantes ineficiencias, tales como un exceso de demanda microcrediticia que puede llegar a implicar altas tasas de impago, un excesivo e injustificado apalancamiento de los prestatarios, y, en consecuencia, una mayor insostenibilidad financiera de las IMF. Pero también, un exceso de financiación desincentiva el seguimiento de las inversiones crediticias, tanto en su aspecto estrictamente financiero como en lo referente a la evolución del proyecto de autoempleo o microempresarial financiado.

Se puede decir, por tanto, que el crecimiento y maduración de la actividad microfinanciera son un hecho. Y las proyecciones para el futuro también son especialmente halagüeñas, tanto en los países pobres como en los países más prósperos, debido esencialmente a que es una actividad cada vez más valorada y reconocida como instrumento de lucha contra la pobreza y contra la exclusión financiera y social.

El progreso alcanzado en el ámbito de la institucionalización de la actividad microfinanciera está teniendo repercusiones muy positivas en lo que concierne a la solvencia y sostenibilidad de las propias IMF; hecho que, a su vez, está permitiendo ampliar el catálogo de instrumentos financieros ofertados por dichas instituciones a las familias con las rentas bajas. La institucionalización de la actividad microfinanciera, por tanto, permite una mayor adecuación de la propuesta de las instituciones oferentes a las necesidades reales de los colectivos sociales en riesgo de exclusión financiera.

En su concepción moderna la primera acción significativa en el ámbito de la actividad microfinanciera se asocia al premio Nobel Mohamed Yunus y a la creación del Grameen Bank en 1976. Desde entonces dicha IMF, junto a su Fundación, y en colaboración con otras instituciones, han ayudado a más de 11 millones de personas en todo el mundo. En concreto, Grameen Bank, en el periodo 1976-2006 concedió 5.400 millones de dólares, con una tasa de devolución del 98,3%. En dicho periodo, igualmente, ha apoyado a casi seis millones de prestatarios (5,89 millones), de los que en torno al 96% han sido mujeres.

El presente libro pretende cubrir una laguna bibliográfica en nuestro país relativa a las microfinanzas, y, en general, a las finanzas éticas o finanzas solidarias. De hecho, este Breve Tratado de Microfinanzas abre la colección que la editorial La Hidra de Lerna dedica a las Finanzas Éticas, en la que se abordarán temas como el de la banca ética, las monedas sociales, la inversión socialmente responsable, los bancos del tiempo, etcétera.

En el presente libro se abordan los temas más importantes concernientes a la actividad microfinanciera, tanto en países del Tercer Mundo como en países del Primer Mundo. En concreto, se abordan temas como el de las especificidades de las microfinanzas, las caracteríticas y la tipología de las instituciones microfinancieras, los principales instrumentos utilizados, los microcréditos, etcétera.